Especialistas en casos difíciles. Atendemos pacientes que no soportan el dolor, que han tenido malas experiencias e inclusive odian ir al dentista.

La Vitamina D y Tus Dientes

vitamina D y los dientes

La Vitamina D ayuda al cuerpo a absorber el calcio, el cual es un mineral imprescindible para la formación normal de los huesos y dientes.

La Vitamina D es una vitamina liposoluble, esto significa que se almacena en el tejido graso del cuerpo.

Éste compuesto facilita la absorción del calcio, sin esta vitamina, por mucho calcio que tomemos, el mineral no se absorberá.

La deficiencia de Vitamina D puede llevar a osteoporosis en adultos o raquitismo en niños.

También juega un papel importante en los sistemas nervioso, muscular e inmunitario.

Fuentes de Vitamina D

El cuerpo produce la Vitamina D cuando la piel se expone directamente al sol. Por eso, con frecuencia se denomina la vitamina de la “luz del sol”. La mayoría de las personas satisfacen al menos algunas de sus necesidades de Vitamina D de esta manera.

Muy pocos alimentos contienen Vitamina D de manera natural. En consecuencia, muchos alimentos son enriquecidos con esta vitamina. Fortificado o enriquecido quiere decir que al alimento se le han agregado las vitaminas.

Podemos encontrar Vitamina D en los siguientes alimentos:

  • Los pescados grasos (atún, salmón y caballa) están entre las mejores fuentes de Vitamina D
  • Los Champiñones proporcionan algo de Vitamina D. El contenido de vitamina D también se está reforzando por la exposición de ciertos hongos disponibles comercialmente a la luz ultravioleta
  • La mayor parte de la Leche viene fortificada con Vitamina D
  • Cereales para el desayuno fortificados
  • Hígado de res
  • Quesos
  • Yemas de Huevos suministran pequeñas cantidades.

Suplementos

Puede ser muy difícil obtener suficiente vitamina D de fuentes alimentarias solamente.

Algunas personas posiblemente necesiten tomar un suplemento de esta vitamina.

Recomendaciones

De 10 a 15 minutos de exposición al sol tres veces a la semana son suficientes para producir los requerimientos corporales de esta vitamina. Es necesario que el sol alumbre sobre la piel de la cara, los brazos, la espalda o las piernas (sin protector solar).

Fuentes: Ecoagricultor, Medline Plus 1, Medline Plus 2