Especialistas en casos difíciles. Atendemos pacientes que no soportan el dolor, que han tenido malas experiencias e inclusive odian ir al dentista.

El valor de una sonrisa

Una sonrisa es una perfecta carta de presentación. Mírate al espejo, sonríe y pregúntate: ¿qué transmite mi sonrisa? ¿Es natural, amplia? ¿Qué piensa la gente de mi cuando me acerco a ellos con una sonrisa?

La sonrisa como técnica de ventas

Doctores Saucedo, Dentistas Saltillo

El lenguaje común que nos une a todas las personas es el lenguaje corporal. Gracias al lenguaje corporal contamos con una de las técnicas de venta más efectiva y más sencilla de implementar, esa técnica es: la sonrisa.

Una bonita sonrisa transmite más que 10.000 palabras. Mostrar una sonrisa refleja placer, diversión, tranquilidad y seguridad. Hace que tus clientes piensen y se sientan a gusto en ese instante disfrutando del mismo. Lo mejor de todo es que tú también te sientes así.  Sonreír libera endorfinas, y esto hace que nuestro cuerpo se quite todo el estrés y los nervios que tenemos acumulados.

Sonreír es como tu tarjeta de invitación, cuando sonríes estás diciendo a los demás: “no soy peligroso”. La sonrisa provoca que la conversación sea más distendida, exista menos tensión en la comunicación y una relajación por parte de todos, ya que la sonrisa se contagia y el clima que crea también.

Los clientes prefieren hablar y estar con vendedores sonrientes y felices que con vendedores serios y tensos. Una prueba de ello es la publicidad. En la publicidad, la sonrisa se utiliza constantemente mientras que es muy infrecuente ver anuncios mostrando tristeza o lagrimas.

Experimento

  • En uno de mis cursos de entrenamiento comercial, propuse a los asistentes un divertido juego, debíamos salir a la calle en grupos de 4 y recorrer la ciudad en un automóvil. El ejercicio era tan simple como acercarnos a una calle y aproximarnos a la acera, bajar la ventanilla y preguntar por una calle.
  • Mientras bajábamos la ventanilla y preguntábamos, en 5 ocasiones lo hacíamos sin una sonrisa en nuestra cara, y en otras 5 ocasiones sonriendo desde el momento que bajábamos la ventanilla, hasta que preguntábamos. En total 20 intentos por coche, y éramos 5 coches.
  • Resultado: el 70% de las personas preguntadas mientras sonreíamos se acercaron amablemente al coche y nos explicaron por donde dirigirnos. Por el contrario tan solo un 30% de las personas se ofrecieron a indicarnos la dirección en los intentos en los que no sonreíamos.

Sonreír no es reírse de los demás, sonreír no es estar continuamente contando chistes (eso más bien es ser un payaso), Sonreír es una bella forma de transmitir una emoción positiva y de felicidad.

Existen dentro de las técnicas de ventas para vender por teléfono, técnicas para enseñar a sonreír a las teleoperadoras mientras hablan con los clientes en la  distancia, lo que las convierte en vendedoras más eficientes, y esto solo por el tono de voz logrado por medio de las técnicas para sonreír. Ante un cliente “borde” lo mejor es afrontarlo con la mejor de nuestras sonrisas.

Hasta tal punto a llegado la importancia de una buena sonrisa en ventas que hay empresas que ayudadas por las nuevas tecnologías han decidido estudiar las actitudes de los vendedores de sus Puntos de Venta. Programas de reconocimiento facial permiten analizar quien sonríe y quien no, y como es esa sonrisa

Mientras que los niños ríen un promedio de 300 veces al día, los adultos reímos un promedio de 15 veces diarias. Por eso los niños son los mejores vendedores del mundo, consiguen todo lo que quieren de sus padres (o al menos mi hija lo consigue conmigo  )

Cuando logras conectar con tu cliente por medio de una sonrisa, será mucho más fácil conseguir un SI cuando saques tu nota de pedido. Dedica un breve espacio de tiempo todos los días a entrenar tu  sonrisa, que sea natural, bonita, y tus ventas crecerán.

¡Sonríe a tus clientes!

Publicado por Jogreg Henriquez